La pregunta no es ¿Por qué? Sino ¿Para qué?


En la vida del creyente pasan muchas cosas que siempre nos hacen preguntarnos ¿Por qué?


De hecho es una pregunta válida. ¿Por qué perdí el empleo? ¿Por qué me enfermé? ¿Por qué mi hogar se resquebraja? ¿Por qué mis enemigos me persiguen? Etc.


En cierta ocasión, Jesús vio a un muchacho ciego de nacimiento y sus discípulos le preguntaron: Maestro, ¿Quién pecó, este o sus padres? Para que haya nacido ciego.


Siempre queremos saber las causas, el motivo o el culpable de todas nuestras desgracias. Pero nos encontramos con una realidad: esa pregunta nunca tiene respuestas.


El Señor nos enseña que lo importante no es averiguar las causas de los problemas sino mas bien descubrir el ¿Para qué?


Jesús dijo: no pecó éste ni sus padres sino “para que” las obras de Dios se manifiesten en él.


Los creyentes debemos preguntarnos “¿para qué?” nos pasan las cosas. ¿Qué quiere hacer Dios en nuestra vida? ¿De qué manera aprenderé y seré mejor? ¿Cómo esto ayudará a que el Nombre de Jesucristo sea glorificado?


Cada vez que algo malo te suceda, busca la forma de sacarle provecho.


Sé de la generación que “atravesando el valle de lagrimas lo cambian en fuente” ... Sé un guerrero que aún en la adversidad ve oportunidades. Que en la enfermedad se prepara para experimentar un milagro de la poderosa mano de Dios. Y en la escasez cree al Señor por provisión milagrosa.


De un pleito familiar puede nacer un profundo respeto. De un fracaso podemos tener el mejor aprendizaje e ideas para triunfar en la vida. De un accidente puede renacer un inmenso deseo de acercarnos a Dios.


Recordemos que los que amamos a Dios todas las cosas nos ayudan a bien… (Ro. 8.28)


Que tengas un día fenomenal.


10 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Enfermera es golpeada por pronunciar el nombre de Cristo.

VIDEO. Una enfermera pakistaní ha sido golpeada por médicos y enfermeras colegas porque la acusaban de cantar una alabanza a los enfermos y pronunciar en ella el nombre de Jesucristo. En el video obse